Mausoleo del Jeque Zaynuddín bobó

alt

En el centro histórico de Tashkent, en el antiguo barrio Kukcha se encuentra el mausoleo del Jeque Zaynuddín bobó. El Jeque Zaynuddín vivió aproximadamente en los siglos X-XI, sin embargo, el mausoleo se construyó mucho más tarde, durante la época de la gobernación de la dinastía Shaybánida (siglo XVI).

Hoy en día aquí se ubica un conjunto grande. Aparte del mausoleo, en el conjunto se encuentra la celda subterránea “chillakhona” construida en el siglo XII, un chartak (cúpula) datado del mismo período y restaurado en el siglo XIV por orden de Amir Temur, y una de las mezquitas más grandes de la ciudad, construida a finales del siglo XX.

El Jeque Zaynuddín bobó era el hijo del fundador de la orden sufí Sukhravardiya - Djakhim Sukhravardi. La mayor parte de su vida él pasó en chillakhona que se ha conservado hasta nuestros días. En el mausoleo está enterrado Zaynuddín, sus descendientes y seguidores de la orden.

El conjunto se diferencia de los demás monumentos históricos de Uzbekistán por algunos detalles curiosos.

En primer lugar, la chillakhona representa un observatorio. Durante los estudios de los orificios en la cúpula superior e inferior, se descubrió que si unirlas con una línea recta, ésta estaría en el mismo plano que el meridiano de Tashkent. El hecho que este edificio del siglo XII, cuando el mundo tenía muy vaga idea de la astronomía, era un observatorio se comprueba por los nichos que muestran la dirección de ocho puntos cardinales de la brújula.

Segundo, en el mausoleo sobre las lápidas están los turbantes “chalma”, lo que no corresponde a las tradiciones de Asia Central. Se cree que esto se ha hecho en respeto a Zaynuddín, que por su orígen era árabe de Bagdad.

En tercer lugar, la mezquita construida en los años 90 del siglo pasado no se parece a ninguna otra mezquita de Asia Central. Durante la construcción se eligió el estilo egipcio de magréb. Más o menos el mismo aspecto tiene la mezquita de Medina, en la que rezaba el Profeta Mahoma.

Actualmente el mausoleo del Jeque Zaynuddín es un lugar de peregrinación y uno de los monumentos sufíes más antiguos en Asia.

Véase también: Hoteles de Tashkent

Otros artículos en esta categoría

La madraza de Kukeldash fue construida a mediados del siglo XVI en honor de Nizam Al Mulk Kukeldash que fue el visir (ministro) del gobernador de Tashkent Abdullakhan Segundo....
El teatro Académico de Opera y ballet de Alisher Navoi no en vano se considera el patrimonio nacional de Uzbekistán, la sede de la cultura musical y teatral. Desde hace más de ochenta años el teatr...
El monumento de Valentía ocupa un lugar importante entre la gran cantidad de los monumentos de Tashkent. El monumento se construyó en conmemoración de las víctimas del terrible terremoto de 1966....
Los cimientos de la mezquita se echaron en el siglo IX después de que los nómadas árabes conquistaron Tashkent, pero finalizaron la construcción de la mezquita sólo en 1451 a expensas de Ubaidulla Khodja Akhrar...